Amor fiero en el asfalto


En la noche del pasado quince de septiembre, un milagro de la naturaleza entusiasmó al colectivo del micro-zoológico de la ciudad de Guantánamo, donde la joven leona parió dos cachorros, primer suceso en la provincia durante los últimos treinta años.

No son frecuentes los nacimientos en cautiverio, argumenta el doctor José Castro Beltrán, objeto de contínuas felicitaciones, mientras Habanera, reposa tranquila al cuidado de los hermosos críos, blanco de la mirada tierna de cientos de curiosos.

Ella tiene cuatro años y Pepe ocho, explica el médico veterinario, en tanto llama así por su nombre al enorme felino, que bien conoce la voz, el olor y la imagen de quien alimentará cada día a la nueva familia.

Desde que vinieron al mundo dos nuevos leones en el Micro- Zoológico de la ciudad de Guantánamo, cientos de niños, jóvenes y adultos visitan la instalación, donde toman fotos y celebran la ventaja de poseer crías propias, mientras otros preguntan qué nombre tendrán los recién nacidos.

Puedo adelantarles, dice Castro Beltrán, que a pesar de la actitud posesiva de la madre, y la acentuada ferocidad del padre, lo cual impide acercase a los pequeños, ya fue determinado el sexo de uno de ellos y lo nombré Pupo, y el otro será David, pero si es hembra se llamará Alba.

Los leones, originarios de Asia, y conocidos como reyes de la selva, pertenecen a la familia de los felinos y habitan también en África, procedencia que hace más relevante ese parto en cautiverio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: